Escuchanos por Internet


en Web en Blog

4.10.10

CONCEJO DELIBERANTE DE SAN LUIS - RECHAZAMOS LA SANCION FICTA DE LAS ORDENANZAS

El pasado jueves tuvimos que tratar en la sesión ordinaria del Concejo Deliberante de San Luis la inaudita pretensión del bloque PJ-PUL de aplicar la institución de la sanción ficta de las leyes, que impone la
Provincia de San Luis a su órgano Legislativo, a las ordenanzas de esta Ciudad capital.
Sucede que la reforma constitucional de 1996 dispuso que las leyes que manda el Ejecutivo al Legislativo con pedido de “muy urgente tratamiento” serán sancionada de facto si no se tratan en treinta días.
Esta institución, que cuenta con muy poco prestigio en la historia constitucional de Occidente, y que permitiera al Ejecutivo puntano sancionar cantidad de leyes sin tratamiento legislativo es la que se
conoce vulgarmente como “sanción ficta” de las leyes.
En virtud que, el bloque PJ-PUL aseveraba que algunas comisiones del Concejo trababan proyectos de Ejecutivo (4), por una nota a la presidente del Cuerpo los concejales de esa orientación: Zulema Rodríguez Saá, Carlos Rosso, Adelaida Muñiz, Alejandro Sosa y Alejandro Quiroga, solicitaban que, directamente y aplicando la institución de la sanción ficta, se procediera a asignar número de ordenanzas a esos
proyectos y enviarlos al ejecutivo como si hubieran sido aprobados.

La nota fue incorporada por la presidente a la Orden del día de la sesión ordinaria del día jueves y, durante su tratamiento, los concejales que la presentaron se negaron a tratarla por aducir que la nota iba dirigida a la presidente y no para ser tratada por el Cuerpo.
Los demás concejales, del bloque Dignidad Republicana y del bloque del concejal Jorge Sopeña, consideraron que sí se debía tratar la nota y su pedido por ser esa la voluntad de la presidente del Cuerpo. En medio de la discusión se pasó a tratar la cuestión de fondo, cuando el concejal Carlos Rosso sostuvo que en virtud de la demora de los cuatro proyectos de ordenanzas, debía aplicarse como norma supletoria, el artículo 138 de la Constitución provincial que determina la sanción ficta de las leyes.

El concejal Néstor Menéndez rebatió esas consideraciones, y las que brotan de la nota en cuestión, explicando que la institución de la sanción ficta de las leyes, incorporada en la reforma constitucional de
1996, nunca figuró en ninguna Constitución ni reforma constitucional de San Luis y que el régimen municipal fue expresado por leyes y tampoco incorporó la institución señalada.
Asimismo explicó que la voluntad de los constituyentes de 1996 fue aplicar esa institución solamente al Poder Legislativo de San Luis como lo dice expresamente el artículo 138 de la Constitución, y no al régimen
municipal, incorporado también a ese cuerpo en forma separada. Que tampoco, y por similares razones, en ninguna Carta orgánica municipal de San Luis, ciudades de San Luis y de Villa Mercedes, se incorpora la
institución de la sanción ficta, y que por lo tanto y donde los legisladores y convencionales no lo han manifestado expresamente no lo puede hacer ningún glosador o interprete de estos códigos.
Recordó asimismo que esta institución es sumamente gravosa, retrógrada y vergonzante para la Provincia, porque recorta las funciones del Poder Legislativo y las transfiere al Ejecutivo y que ha contribuido a
concentrar el poder político provincial. Por estos motivos muchos convencionales de la reforma de 1996 se han arrepentido de haber gestado allí esta norma de la sanción ficta. Uno de los convencionales incluso
escribió un libro manifestando su arrepentimiento.
Por otro lado, tanto el concejal Menéndez como el concejal Guiñazú recordaron al concejal Rosso que si la voluntad de su bloque es tratar con apuro determinados proyectos tenía otras vías impuestas por la carta
orgánica municipal para apurar el trámite, como el tratamiento sobre tablas o las directivas de la presidencia.
La concejal Moira Ponce memoró que de los cuatro proyectos hay algunos que están siendo despachados y que en realidad el que verdaderamente interesa al Ejecutivo municipal es el del aumento del boleto del
transporte colectivo.
Por estar disconformes con tratar en el Cuerpo la nota finalmente los concejales del PJ-PUL se retiraron del recinto.

Concejal Néstor Menéndez
Bloque Dignidad Republicana

No hay comentarios: