Escuchanos por Internet


en Web en Blog

11.5.08

Resumen de noticias No. 215 - BsAsNyP



Volcán caldera Chaitén
por Kristen Neiling Los volcanes calderas son los más espectaculares y activos volcanes en el Tierra. Terremotos, quiebras y rajaduras del suelo, hundimientos, actividad termal, géiseres, fuente de aguas calientes en burbujas son comunes a los volcanes calderas. Esta actividad es causada por complejas interacciones entre el magma debajo de la caldera, aguas profundas y stress telúricos y cambios en la región a nivel geográficos que se producen por los movimientos de las grandes placas de la corteza terrestres locales. La actividad de los volcanes calderas puede ser intermitentes, durar por meses a años o persistir por décadas o centurias. Aunque la intermitencia de un volcán caldera no lleve a grandes erupciones sino a una permanente actividad que hay que monitorear de cerca (caso Yellowstone) , la posibilidad de una violenta explosión y erupción como en el caso del Chaitén en Chile, lleva situaciones mucho peores que la aquellos volcanes que se mantienen en actividad permanente. Yellowstone es una de los más espectaculares y activos volcanes calderas del mundo, géiseres, aguas termales y fuentes de barro caliente lo han hecho famoso, además de bello. Las plumas de la constante actividad de Yellowstone son famosas en el mundo y su existencia se debe a tremendas fuerzas volcánicas que han afectado la región en los los últimos 2 millones de años cuya última erupción es de entre los últimos 75.000 o 150.000 años. Yellowstone es la caldera más grande del mundo y se sabe que si entrara en erupción acabaría con toda vida en el planeta Tierra. Por esto es bueno que muestre actividad. El caldera Chaitén ha dormido por 9.000 años, su última erupción fue en el año 7.420 AC. Este volcán es el período Pleistoceno y contiene un domo de lava formado por riolita un magma altamente viscoso relacionado generalmente a energéticas y explosivas erupciones. Depósitos previos de lava y material piroclástico que indican que hace 1.000 años este volcán tiene a lo largo de la historia de la humanidad un historia altamente explosiva. ¿Cuál sería el futuro de la región por la erupción inesperada de este volcán caldera.?En primer lugar uno de los laterales está a punto de desprenderse y cayendo al mar provocarían un tsunami en el Océano Pacífico de quien sabe que dimensiones.1. puede ser un tsunami local2. puede ser un tsunami que cruce todo el Pacífico (cosa nada nueva e histórica por terremotos chilenos) Si el lado se desprende sería por una erupción violeta que abriría todo el ancho de la caldera. Las personas todas nos imaginamos que los volcanes son todos cónicos , pero los caldera no lo son; son como un gran plato de sopa, en este caso de 3,5 km de ancho.Del lado chileno ya se sabe que los pueblos cercanos ya no van a volver a la existencia, ya están desaparecidos, palabras de la presidente de Chile Michele Bachelet. Del lado argentino, veremos miles de refugiados y emigrantes ambientales porque la región en un cierto plazo será inhabitable. El volcán caldera, una vez activo puede permanecer décadas o centurias activo. DESDE AYER La lluvia de cenizas, cuya inhalación es altamente tóxica, afecta también desde hace días a varias localidades del sur de Argentina, a las localidades de Buenos Aires de Tandil y Mar del Plata, al sur de La Pampa, varias regiones de la provincia de Río Negro, mientras los vientos trasladaron cenizas hasta Buenos Aires. La ciudad está en una bruma como si hubiera niebla y como es posible que se precite la ceniza al suelo recomiendo comprar barbijos. Si no se usan se donan a hospitales, entretanto hay que prevenir. La nube de ceniza se encuentra en los niveles medios de la atmósfera, entre unos 2.500 a 3.000 metros de altura. Por lo tanto, no es un fenómeno que esté al nivel del piso, pero en algún momento puede precipitar", dijo Marta Castro, del Servicio Meteorológico Nacional. Ante el fenómeno, las aerolíneas norteamericanas American Airlines y United Airlines cancelaron sus vuelos el jueves desde y hacia la capital argentina, y fueron suspendidos también los viajes previstos para el viernes hacia distintos puntos de Estados Unidos.
La hambruna mundial que se nos viene encima A lo largo de la historia de la humanidad, las hambrunas han sido muy comunes, aunque en todos los casos han estado circunscriptas a un país o una región. Las causas, mayormente han sido climáticas y, en algún caso, como en la hambruna de 1845 sufrida por Irlanda, por un hongo (Phytophthora infestans) conocido como roya que atacó devastadoramente al cultivo de papa, principal y casi exclusivo alimento de buena parte de su población. A finales del siglo XIX, en la India, se produjo una serie de aproximadamente 25 brotes de hambruna, donde murieron entre 30 y 40 millones de personas. Si bien parte de la culpa se atribuye a agentes climatológicos, aquí ya se introduce un nuevo factor. El reemplazo de cultivos alimenticios tradicionales por otros, foráneos, para consumo y beneficio de terceros. En este caso en particular, los británicos utilizaron tierras que siempre habían sido cultivadas por los indios con productos para su subsistencia y alimentación, para plantar té y algodón. El reemplazo de cultivos tradicionales por otros que los mercados dictaminan como mas convenientes por su mayor rentabilidad, ha estado dominando cientos de miles de nuevas hectáreas cada año y se ha acentuado sobre todo, con las campañas a favor de los biocombustibles y con los cultivos transgénicos. Según la FAO una hectárea de tierra cultivable puede mantener bien alimentadas a unas 20 personas. Solamente de plantas transgénicas en 2007 se han sembrado 114 millones de hectáreas en el planeta. Más del 60% de la superficie mundial cultivada se encuentra en manos de las grandes empresas de biotecnología de los países desarrollados. De acuerdo a estudios de diversos organismos internacionales, los precios de los alimentos han subido alrededor de un 80% en el transcurso de los dos últimos años. Esto significa que, a millones de personas se les está haciendo imposible acceder a los mínimos alimentos necesarios para su subsistencia y pueden morir de hambre en los próximos meses, si no se toman medidas al respecto. La principal dificultad para resolver el problema del hambre, es que afecta a los pueblos pobres y se espera que las soluciones provengan de los países ricos. Hoy, el foco de la atención mundial apunta a la capital suiza, Berna, donde el secretario general de la ONU Ban Ki-Moon, se encuentra reunido con los directivos de las 27 agencias que conforman el organismo internacional. El objetivo del encuentro es "elaborar un plan de batalla ante la crisis". Seguramente enfocado en pedir mas dinero a los países ricos para ofrecer “ayuda humanitaria” a los que ellos mismos han convertido en hambrientos. Las únicas soluciones reales y de fondo, solamente pueden llegar con una recuperación de las tierras para los agricultores locales, retornando a los cultivos tradicionales, volviendo a producir alimentos, recuperando nuestra soberanía alimentaria.

Ni interpelación, ni subtes
por José Pérez Insúa
Los legisladores de la oposición intentaron presentar un pedido de interpelación al jefe de Gobierno, Mauricio Macri; y al jefe de Gabinete, Horacio Rodríguez Larreta, pero no lo consiguieron. El PRO, en tanto, buscaba aprobar en la sesión de este jueves la Ley que ampliaba la red de Subtes, pero la sesión cayó por falta de quórum debido a que los legisladores opositores se levantaron de sus bancas. Tarde extraña en la Legislatura porteña: la previa a la sesión ordinaria duró más que la sesión misma. Una conferencia de prensa previa y el período de manifestaciones fueron escenario de debate entre la oposición y el oficialismo PRO en la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires. En las manifestaciones, como extensión de lo que había sido la conferencia de prensa previa protagonizada por los partidos de la oposición, cada legislador no PRO expresó su voluntad de interpelar al jefe de Gobierno de la Ciudad, Mauricio Macri, y al jefe de Gabinete porteño, Horacio Rodríguez Larreta, sobre el porqué no se realizará la elección de Comunas. Por el oficialismo, el presidente del bloque PRO, Oscar Moscariello intentó defender la posición del Gobierno, pero su discurso se vio permanentemente interrumpido por vecinos y representantes de ONGs que silbaban y gritaban. El legislador Sebastián Gramajo, por su parte, llamó a que "el jefe de Gobierno se presente, por lo menos, ante la Comisión de Seguimiento del proceso de transición a las comunas". Finalizado el período de manifestaciones, el legislador de la Coalición Cívica Enrique Olivera pidió la inclusión de las tablas en las que se citaba al jefe de Gobierno, Mauricio Macri, y al jefe de Gabinete, Horacio Rodríguez Larreta, pero no consiguió los votos necesarios. Tras ese pedido negado, los legisladores de la oposición en su conjunto se levantaron de sus bancas y abandonaron el recinto dejando a la sesión sin el quórum necesario para trabajar. Una sesión en la que, entre otras cosas, el oficialismo pretendía sacar la ley que amplia la red de Subtes. Luego de la caída llegó la catarata de declaraciones. Verónica Gómez, legisladora del Socialismo expresó: "Moscariello busca encubrir la falta de voluntad política de su jefe, Mauricio Macri, de tener Comunas. Se enfrentan dos modelos de ciudad, en los que en una se busca el control ciudadano y en otra la concentración de poder". En tanto, Martín Hourest de observó que: "Si el Estado repudia las normas, elige las leyes que cumple y rompe la palabra empeñada, la democracia está en peligro. En este sentido, Macri se expresa en contra de la democracia participativa y ni siquiera escucha a la democracia representativa".


Río Muerto
Se presume que los miles de peces que están "boqueando" para sobrevivir llegaron a esa instancia por la falta de precipitaciones y de oxígeno del agua que está estancada a la altura del endicamiento que ya llega a más de 700 metros dividiendo al río en dos por la gran acumulación de basura en la zona. Este dique de contaminación creció a pasos agigantados en el último tiempo sin que nadie haga nada al respecto. La semana pasada, el intendente de Pilar Dr. Humberto Zúccaro había informado que existiría una partida presupuestaria asignada por la provincia para el saneamiento del Río Luján. Sin embargo, no dio precisiones al respecto por falta de información. Es de destacar que, río arriba, aproximadamente a dos kilómetros de la Reserva Natural del Pilar, se ubica la descarga de efluentes del Parque Industrial de Pilar que tira allí sustancias contaminantes que generan una gran mancha en la zona de 300/400 metros de longitud que varía entre el color negruzco y el blanco grisáseo dependiendo de la sustancia que viertan.

Convocan a salvataje de peces en Pilar
por María Fernanda Ipata Tras la aparición de miles de peces moribundos en las contaminadas aguas del Río Luján a la altura de la Reserva Natural del Pilar, los voluntarios de la Asociación Patrimonio Natural convocan a toda la población a un Salvataje de Peces el próximo sábado 10 y domingo 11 de mayo desde las 11 hs. La misión consistirá en "pescar" los peces moribundos y trasladarlos en baldes hasta aguas con mejores condiciones de vida. Se solicita concurrir al espacio protegido ubicado detrás de la Ex Fábrica Militar con botas de goma, baldes, guantes y redes o medio mundo.Informes por el (011) 15-4972-2388 Sra. Liliana o (02322) 429478 / 011-15-5730-2504 Sra. Graciela o por e-mail a reserva@quasarcomunicacion.com.ar La iniciativa surgió tras los resultados de un monitoreo de oxígeno disuelto en agua que realizó la Municipalidad del Pilar en la mañana de hoy. Al evaluar los análisis, los ambientalistas dedujeron que, si se traslada a los peces a las aguas posteriores al endicamiento las posibilidades de supervivencia aumentarían. De esta forma, los peces "pescados" antes del endicamiento serán trasladados por tierra hasta 700 metros después, una vez finalizado el basural surgido sobre el cauce.Los estudios arrojaron que el valor de oxígeno disuelto por litro de agua es de 0,4 mg antes del endicamiento producido por la acumulación de basura y de 0,8 mg luego del dique natural contaminante. Desde el domingo pasado, sábalos, tarariras y bagres se debaten entre la vida y la muerte al chocar con un endicamiento de 700 metros generado por la acumulación de basura sobre el cauce del río además de las descargas contaminantes de empresas del Parque Industrial Pilar que transforman al cauce de agua en una trampa mortal. Tras una denuncia realizada por voluntarios de la Asociación Patrimonio Natural al 0-800 de la Unidad de Respuesta Rápida del Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible (ex Secretaría de Política Ambiental) llegaron en el mediodía de ayer dos técnicos de la Dirección Provincial de Recursos Naturales a cargo del Dr. Carlos A. Lasta. Como ocurrió en 2006 con la mortandad de peces en el mismo lugar, el biólogo Germán Larrán, está al tanto de lo sucedido. Los técnicos (Cristian Bustamante y Carlos Quinteros, bajo la jefatura de Germán Larrán) se limitaron a tomar muestras de agua ante la falta de elementos para "pescar" los peces que permitirían su análisis posterior. Dichas muestras fueron derivadas al laboratorio cuyos resultados se estima estarán en 20 días. Desde el domingo, voluntarios de la entidad gerenciadora de la Reserva Natural del Pilar vienen detectando miles de sábalos en la superficie intentando supuestamente sobrevivir a la falta de oxígeno del agua contaminada del Río Luján. Ante la persistencia del desastre ecológico realizaron la denuncia pertinente. En su mayoría se trata de sábalos, aunque se detectaron tarariras y bagres en superficie y con sus bocas abiertas intentando oxigenar sus cuerpos para seguir viviendo. Otros peces quedaron curiosamente atrapados en mortales peceras formadas por basura acumulada sobre el río Luján, que ya produjo un endicamiento que en el último año pasó de tener 100 metros a más de 700 en donde se hallan botellas, bolsas, aerosoles, heladeras, árboles caídos y vegetación que crece sobre la basura, entre otros desperdicios que literalmente taponan el cauce de agua eliminando su corriente natural. Inspectores de la Subsecretaría de Medio Ambiente de Pilar se hicieron presentes en el lugar casi al final de la visita de los miembros del OPDS. En esta oportunidad llegaron Martiniano Valle y Lucio López quienes fueron espectadores de las actuaciones. El personal local venía tomando muestras a la altura de Estancias del Pilar y de la Universidad del Salvador, donde no había peces con problemas. Río Muerto Se presume que los miles de peces que están "boqueando" para sobrevivir llegaron a esa instancia por la falta de precipitaciones y de oxígeno del agua que está estancada a la altura del endicamiento que ya llega a más de 700 metros dividiendo al río en dos por la gran acumulación de basura en la zona. Este dique de contaminación creció a pasos agigantados en el último tiempo sin que nadie haga nada al respecto. La semana pasada, el intendente de Pilar Dr. Humberto Zúccaro había informado que existiría una partida presupuestaria asignada por la provincia para el saneamiento del Río Luján. Sin embargo, no dio precisiones al respecto por falta de información. Es de destacar que, río arriba, aproximadamente a dos kilómetros de la Reserva Natural del Pilar, se ubica la descarga de efluentes del Parque Industrial de Pilar que tira allí sustancias contaminantes que generan una gran mancha en la zona de 300/400 metros de longitud que varía entre el color negruzco y el blanco grisáseo dependiendo de la sustancia que viertan.

¿Qué nos está pasando a los argentinos que, de pronto no podemos dejar de obviar al campo?
por Jorge Eduardo Rulli Durante años fuimos un "planeta urbano" en el que había que embaldosar la quinta del abuelo, sacar el limonero para poner la pelopincho, encementar las plazas y pavimentar las calles… y ahora es como que el campo se nos cayó sobre las cabezas...Resistimos cuanto pudimos para no darnos cuenta que ese otro mundo hostil y abominablemente bárbaro, estaba más allá de los límites de la ciudad. Reprimimos todo lo posible la conciencia, nos negamos a comprender los orígenes de las enfermedades que de pronto, comenzaron a pegar fuerte en las poblaciones urbanas: la lejhmaniasis, el dengue, el hanta, hasta las garrapatas, todas ellas arrancados de sus ecosistemas de jungla o de bosque y que ahora junto con sus vectores naturales, se hospedaban en el tejido urbano. Nos negamos a comprender que los hermosos pájaros nativos que ahora pueblan nuestras plazas, estaban allí, no tan solo para alegrarnos la vida, sino porque no tenían otra opción para sobrevivir más que colonizar nuestras ciudades, debido a que, tanto para ellos como para todos, el campo se había tornado un territorio hostil. Nos acostumbramos sin quejarnos a comer la carne de feedlot con hormonas y engordada en base a soja y cama de pollo saborizada, y dejamos de recordar los hermosos y jugosos bifes de nuestra infancia. Nos olvidamos de la leche fresca que nos dejaban en la cocina de la casa familiar cuando éramos pibes y aceptamos darles a nuestros hijos esa porquería reconstituida que nos venden en sachet. De vez en cuando comentábamos algo, como que Uhyyy! si parece que todo tiene el mismo gusto…. Claro que tiene el mismo gusto. Si todo está industrializado por las mismas cadenas agroalimentarias y la base es la soja transgénica y la carne de corral de engorde alimentada con el mismo veneno. Y qué ¿es mala la soja? Tantas veces nos hicieron la misma pregunta… pregunta de país jardín de infantes. Las cosas deben ser malas o buenas y una vez que nos las califican es como que recobramos el equilibrio, nos quedamos tranquilos y dejamos que todo sigue igual. En el fondo, da lo mismo que la soja sea mala o que sea buena. ¿Cuántas milanesas de soja se comieron? Y después de comérselas nos preguntaban ¿Qué es un transgénico? Un transgénico es….es eso que estas comiendo cada día en el país laboratorio, probablemente te saldrán pechos de mujer, se te achicará la frente, los ojos se te acercarán a la base de la nariz y… eso si, ya pocas cosas van a molestarte y todo te parecerá mejor y tal vez seas un poco más feliz… feliz, claro, como pueden ser felices los cretinos… Y llegó el paro agropecuario y se acabó la fiesta, se cerraron las carnicerías y nos racionalizaron los fideos y la harina en los supermercados. Solamente dos paquetes por persona. Comentaban las doñas…Qué vergüenza que estas cosas ocurran en la granja del mundo, en el país que tiene la mejor carne del mundo… ¿Qué granja del mundo? ¿Qué mejor carne del mundo? No se dieron cuenta todavía que hace diez años somos una republiqueta sojera? ¿Cuantas veces lo dijimos y no nos creyeron, o acaso les entraba por un oído y les salía por el otro? Pero ahora la Señora presidenta luego de un curso de conciencia veloz, nos habla con solvencia de la sojización y del glifosato. ¡Qué maravilla! Qué ha pasado que descubrimos de golpe y porrazo que el día de los trífidos no era solamente una novela que leímos en nuestra adolescencia cuando la ciencia ficción estaba cargada de significantes movilizadores y no, tal como ahora, de presagios aterradores? La Señora Presidenta no solo descubre el Glifosato, ese liquido supuestamente inocuo que Trucco, el presidente de AAPRESID, en la película "Soja: panacea alimentaria o arma silenciosa", que filmara en el 2003 Nicolás Sarquís, afirmaba que podía beberse como el agua… Y del que la Argentina gracias al SENASA ha usado como herbicida altamente sistémico, tal vez más de ciento ochenta millones de litros anuales, durante los últimos diez años ininterrumpidamente… sino que también, descubre la traición a sus afectos, ya que el Senador Urquía que la acompañara tanto con su comprensión y con su amistad en los últimos años, rápidamente pone ahora distancia y opta decididamente por preservar los negocios que según esta probando nuestro amigo Mario Cafiero ante la justicia, realizaba con impunidad desde sus altas posiciones en el Senado, siendo a la vez juez y parte, y legislando a favor de su propia empresa aceitera y de producción de Biocombustibles. Y luego de los piquetes y del paro agropecuario, y después del golpeteo de las cacerolas, de teflón, tal como dicen algunos, llegó el humo. Como si fuéramos pocos parió la abuela. Y estamos muy preocupados, no porque se están achicharrando centenares de cervatillos únicos propios de los ecosistemas de islas, innumerables carpinchos, nutrias y pajaritos maravillosos, no, estamos preocupados porque se agotaron los barbijos… ¿Cómo vamos a vivir sin barbijos, con este humo que nos irrita las vías respiratorias? El Gobierno debería hacer algo al respecto, dicen los muy osados que llaman a las radios, y algunos periodistas nos apuran pidiéndonos que expliquemos qué está pasando, cómo se originaron los focos de incendio? Quieren comprender… ahora quieren comprender… diez años llevan de retraso pero ahora quieren comprender…. Y no solo quieren comprender, sino que además nos reclaman saber cuáles son las soluciones. Sí, nos demandan saber qué pasa y ¿qué se puede hacer? En medio de la enorme autoridad con la que exponen todos aquellos comunicadores que hasta ayer ni sabían pronunciar la palabra transgénico ni habían oído hablar del glifosato, algún periodista se molestó cuando le confesé que no terminaba de entender lo que pasaba… ¿Cómo que no entiende? ¿No es usted uno de los expertos en el tema de la soja? No, no soy un experto en nada, soy tan solo un pensador que se formó en la persecución y en la cárcel y que cultivo mis plantas medicinales y mis lechugas, mis zapallos y mis papas chuchú… no termino de comprender tal como se dice, por qué razón los ganaderos quemarían el pasto ahora, en esta época del año, lo que se les volvería en contra ya que quemarlo ahora podría significar que no van a tener suficiente pasto en el invierno para la hacienda, no comprendo porque razón los ganaderos van a quemar el bosque y a la vez algunos dejarían sus rodeos atrapados por el incendio, me duelen las innumerables colmenas quemadas en las islas donde se refugiaban, porque ya no tienen otro lugar dónde estar en un país invadido por la soja. No comprendo, no. Qué problema existe en no comprender cuando sobran en este país los personajes asertivos que todo lo saben y que improvisan tan bien sobre aquello que descubrieron hace un par de días… Y los funcionarios… que pretenden que los ayudemos, como si algún funcionario se preocupara por hacer algo al respecto, más que dar manotazos de ahogados y responder a cada estímulo con un gesto de supuesta autoridad y de aparente sensatez que pueda tener buena imagen en los medios. En la reunión entre los sellos de goma que pretenden expresar el problema agrario argentino y el antiguo "apparachik" de los setenta que como en los mejores buenos viejos tiempos conserva el arma sobre el escritorio, cuando se le menciona al joven ministro de Economía el Secretario de Comercio comenta: "ese pendejo tiene menos calle que Venecia"… y los viejos patricios reblandecidos reniegan entre sí en sus comunicaciones privadas, a las que por casualidad tuvimos acceso: "qué lenguaje tan impropio para un alto funcionario…". Se horrorizan …Si es como para alquilar balcones… si no fuera por el humo que nos ahoga y porque comemos tan mal esto de haber nacido argentinos seria para morirse de risa… pero en realidad es una tragedia, es la tragedia argentina por excelencia, la de ser tan mestizos, y a la vez el habernos conformado tantos años con decir que descendíamos de los barcos… y tal vez por esa cosa tan portuaria e impostada, nos negamos a saber que más allá de lo urbano existía el campo y ahora que el campo se nos desplomó sobre la cabeza, pretendemos encontrarle soluciones rápidas al problema. No hay solución alguna mientras continuemos sin asumir el necesario rol del Estado, y no podremos asumir el rol del Estado mientras en el área de Agricultura e incluyo la SAGPyA, el INTA y el SENASA, dominen las instituciones los funcionarios ineptos o acaso cooptados por las empresas del Agronegocio y por las Corporaciones. El área es como un foco infeccioso de la Argentina institucional, y cuando hablamos de ausencia del Estado en realidad estamos faltando parcialmente a la verdad o encubriendo con pudor nuestras vergüenzas. Todo el modelo biotecnológico que nos convirtió en Republiqueta sojera se armó desde la CONABIA y desde el INASE bajo la mirada de sucesivos Secretarios de Agricultura y Ministros de Economía, todos los insumos tóxicos que envenenan a nuestros niños y a nuestros ríos son habilitados con impudicia por el SENASA, y todas las tecnologías y modelos productivos con dependencia a insumos que subordinaron el agro a los nuevos colonialismos de la Globalización, fueron concebidos y ensayados cuidadosamente por el INTA, incluyendo la alimentación del ganado en encierro con la cama de los criaderos de pollos saborizada con químicos para recordarle al pobre animal el gusto de la alfalfa… pobre animal es una expresión piadosa pero escapista, en realidad deberíamos apenarnos de nosotros mismos que comemos esa basura como carne y que tenemos esos funcionarios increíblemente contumaces, renegados, inescrupulosos, venales y entregados con pasión a servir los nuevos parámetros de la gran escala, de la dependencia tecnológica y de las ingestas de comida chatarra. Hablemos claro, el modelo biotecnológico de producción de commodities es la nueva colonización de la Argentina, y esa colonización ha sido respaldada por los viejos militantes setentistas sin pudor alguno, para peor, justificándose con los viejos manuales, tanto del marxismo como del pensamiento nacional, y además, batiendo ahora el parche del golpe de estado liderado por los fantasmones, los sellos de goma y algunos empresarios que hasta ayer eran la burguesía lúcida a la que se respaldaba para que extendieran sus negocios en los países hermanos de América latina unidos por el sueño de un Socialismo del siglo XXI. No pueden eludir su extrema responsabilidad, se ceguera y su porfía progresista, durante años nos invisibilizaron, y menoscabaron todas las denuncias que realizábamos sin descanso y por todos los medios a nuestro alcance. Los efectos de ese modelo son devastadores tanto o más que el humo que nos ahoga y que "… provoca la contaminación más grave de la historia", según titulares de Clarín en el día de ayer, que, como multimedio dedicado a los agronegocios no ha hecho en los últimos años sino alentar y profundizar, un modelo de agricultura industrial sin agricultores y sin gente en el campo. Los efectos del modelo son devastadores sobre la salud de las poblaciones condenadas al infierno de las fumigaciones constantes con tóxicos avalados por el SENASA, bajo la expresión hipócrita de fitosanitarios, y sin respeto alguno por los derechos precautorios reconocidos por nuestro país en los tratados internacionales. Los efectos del modelo son devastadores en relación a los suelos argentinos que, saturados de tóxicos, se degradan irremisiblemente en la medida en que desaparece la complejísima vida biológica que los sostiene. Los efectos del modelo son devastadores sobre la cultura de los argentinos, en la medida en que desaparece la población rural, y con ella se extravían los patrimonios culturales y los imaginarios, y se borran los paisajes ancestrales que motivaron los cantos y la música con que interpretamos durante generaciones nuestro estar en el mundo. Ahora que el folklore agoniza, puede por ejemplo, ser interpretado con singular maestría y éxito por el gran sojero Gustavo Grobocopatel, que suele acompañarse por eximios intérpretes, y hasta permitirse cultivar la memoria de Atahualpa Yupanqui, pero en realidad, son tan solo cantos fantasmales que evocan un país que ya no existe. Tememos con fundadas razones que esta crisis del campo, sea el preludio de males mayores. Porque este modelo es una bomba de tiempo, porque vienen por delante la producción de Agrocombustibles y los fondos de inversión. Porque detrás del humo y de las quemas podemos dar por seguro la instalación del modelo de la soja en las islas lechiguanas y de San Pedro, y ello significa que el modelo sojero continúa avanzando hasta los límites en que no se preveía la posibilidad de agricultura industrial. Porque los cortes de ruta y la protesta han ocultado el papel de los Exportadores, el que operen como cobradores del tributo de exportación en nombre del Estado, y que además, triangulen y subfacturen. Toda devolución de retenciones tal como ahora se intenta, no solo no son ninguna solución, sino que no va a hacer más que fortalecer la sojización a la vez que subsidiar aún más todavía a Cargill, a Bunge y al resto de los exportadores. Sencillamente, porque le aseguran al productor el poder continuar haciendo soja como hasta ahora, y porque los exportadores continuarán reteniendo el cuarenta por ciento, pero cuando conviertan los porotos en biocombustibles subsidiados o en carne de feedlot, tributarán mucho menos y la diferencia que le sacarán al productor y que ahora repondrá el Estado no es poca. Repetimos, este modelo es una bomba de tiempo y no sabemos todavía cuantas amenazas entraña. Pretender desarmarlo en Santiago del Estero o en Formosa como algunos intentan, no solo es ilusorio sino que hasta puede ser funcional al modelo mismo, en especial cuando confundimos, tal como se confunde, la resistencia al modelo con el desarme del modelo. Bastaría que el Gobierno, le pusiera límite a la expansión de la frontera agrícola en las provincias del norte para que muchas construcciones de pensamiento contestatario, tradicionales desde la izquierda, quedaran sin razón de ser. Este modelo no se desarma en los límites, en los límites se resiste y se deberían proponer desarrollos locales y Ecolocalismo. Este modelo debería ser desarmado en la zona núcleo y en especial en sus complicidades dentro del Estado, y para ello necesitamos depurar la Secretaría de Agricultura, el INTA y el SENASA, así como los organismos de investigación científica que los respaldan tales como el CONICET y la UNIVERSIDAD, desde una ciencia que han puesto al servicio de las empresas. Necesitamos auditar la exportación de granos y avanzar en el control de los puertos, cortando la hemorragia de riqueza y energía del trabajo argentino que se llevan impunemente las Corporaciones granarias. Necesitamos, asimismo, respaldar las producciones destinadas al mercado interior con precios sostén, con zonas protegidas y con ferias locales. No es complicado, tan solo se requiere una cierta capacidad de decisión y abrir el juego de los nombramientos de funcionarios, escapando a los corralitos de los remotos años setenta, los propios de la provincia de Santa Cruz y los enroques permanentes de cuadros que ponen en evidencia tanto la desconfianza como la inseguridad, pero sobre todo, la tremenda incapacidad para generar un Proyecto Nacional tal como el que necesitamos.

La Argentina que no quiero
por Gabriela Pousa La nación próspera, republicana y pujante en que alguna vez el mundo imaginó que nos convertiríamos quedó reducida a un feudo manejado a destajo, según capricho de los mandatarios de turno. "El compromiso es intrínseco al nacimiento del ser humano. Nacemos comprometidos."Voltaire Yo no sé si este país me llevará a la locura, si es cierto aquello que cuenta Woody Allen que le dijo su terapeuta y “a lo mejor, la vida no es para cualquiera”… No sé siquiera si algo pueden aportar estos renglones escritos a la luz de un sueño y mil desvelos. No hay datos de la política que me tornen una amenaza para el Gobierno ni me conviertan en una oferta interesante para los grandes medios. La prosa es malograda y, pese a los años de estudio, el don de la palabra se ausenta a veces en los momentos más inciertos. Es, entonces, cuando advertimos que sólo tenemos los sentimientos sin saber como traducirlos. Sin embargo, los sentimientos no cotizan en esta Argentina. Con querer un país mejor nada hacemos. Y aquello que sentimos por nuestros pares a menudo se lo trivializa, se lo distorsiona, se lo rotula, como si el amor al prójimo admitiese etiquetas impuestas de afuera, ponderaciones socialmente correctas o algo por el estilo. En este trance de confesiones sensibleras, puedo decir que, ciertamente, yo no quiero a este gobierno. ¿Peco por ello? Desde hace cinco años vengo esgrimiendo las causas por las cuales los Kirchner no despiertan en mí más que un rechazo supino. No se trata del carisma que no tienen ni del atril del Salón Blanco donde se refugian de la gente, ni siquiera de una ideología distinta. No. No pienso como ellos, pero eso no hace necesariamente que tenga esta sensación de rechazo. Lo que me provoca rechazo son las formas de maltratar a los habitantes del norte, del sur, de todas partes. Rechazo que quieran anular el futuro con un pasado distorsionado. Rechazo que se olviden de los niños y de los jubilados. Me rodean personas con opiniones y perspectivas distintas en los distintos órdenes de la vida. De ellas aprendo, compartimos puntos de vista, los discutimos en un mano a mano donde nadie gana ni pierde, sino que todos nos enriquecemos. Nos escuchamos, un síntoma de educación, otro término olvidado por los dirigentes de hoy. Con este gobierno pasa todo lo contrario. No acepta un simple artículo que disienta con sus objetivos. Quieren callarnos. Nos ubican en listas como si fuéramos amenazas cuando sólo somos intérpretes o analistas de una realidad que, desde este lado del escenario, se ve distinta. No veo el crecimiento de este país cuando salgo y en los portales hay gente indigente durmiendo. No veo el renacer de la Argentina cuando, de ser el granero del mundo, pasó a estar desabastecida (y no me refiero a ahora que el campo reclama ser parte de esta geografía). No veo representantes del pueblo, observo en contrapartida un rebaño que se mueve en un recinto según las directivas del Poder Ejecutivo. Menos todavía puedo comprender a la Justicia en estos días. Luis Patti salió del penal de Marcos Paz y, a la semana, volvió a entrar allí sin que las pruebas del delito que supuestamente ha cometido salgan a relucir. Por más analista que uno pueda ser, que un diputado electo que nunca asumió su cargo salga y entre de una cárcel no admite racionalidad: si el Congreso aprobó el desafuero ahora, ¿no significa eso que Patti estuvo cinco meses preso con fueros y, en consecuencia, de manera ilegal? Sin duda, la interpretación oficial no llegará, ya que no ha habido fiscal capaz de averiguar qué estuvo pasando o qué hay detrás de toda esta comedia vendida como realidad. No hallo en los diccionarios actuales una definición de la Argentina que se aleje de mencionar su extensión, su densidad poblacional, las características de su clima y algún que otro dato. Información que no explica realmente de qué se trata este lugar. Es un enigma que pone en duda, en el siglo XXI, hasta la prosapia de sus próceres y sus hacedores. Encontré, sí, una vieja descripción que dio el Diccionario de la Real Academia en 1919. Entonces, me quedé sin letra para esta columna que se supone debe analizar la coyuntura… El progreso visible quedó en manos del Indec, que da números y porcentajes que no se condicen con lo que hay en la calle. La riqueza del suelo produce incendios tan extraños que nadie se anima a decir qué pasó y las hipótesis se multiplican echando culpas a uno y otro lado. Porque la actividad de los ciudadanos hoy no da para destacarse en una definición. Los habitantes de esta región estamos sumidos en la búsqueda de un espacio donde sentirnos identificados. Estamos todos enfrentados, coaccionados, atrapados por cortes de ruta a saber: a) producidos por piqueteros b) producidos por asambleístas (un concepto que sólo obtiene definición en el diccionario político argentino, un compendio de eufemismos que en otras latitudes serían considerados antónimos o, respecto a su definición, contradicciones en término) c) producidos por el gobierno para evitar accidentes de tránsito, una forma muy peculiar de cuidar la salud y la vida de los ciudadanos… Podría metaforizarse la inmovilidad vial con la movilidad social que existe en la Argentina. Estamos varados en una nebulosa de incongruencias y dislates que nadie explica. De los hechos más polémicos surgen líderes que duran lo que arena entre los dedos. La sed de representación habla a las claras del gobierno que tenemos. Irrita. Ofusca. No habla, grita. Tienen culpables para todos los males que ellos mismos provocan con su soberbia y su zozobra. No gobiernan, dictaminan. El territorio republicano al que alude el viejo diccionario quedó reducido a un feudo manejado a destajo, según capricho de un mandatario que logra distraernos con cambios de figuritas tan intrascendentes como los actos que estas van a llevar a cabo. Ni tras las elecciones cambió el jefe de Estado. Un análisis más riguroso de esto que está pasando diría obviedades, cosas que se leen ya en todas partes: que ganó el Secretario de Comercio, que Kirchner es el que manda, que hay crisis y pueden volver los paros…, que el que piensa diferente no tiene espacio. Nada original. Lo que quizás aporte algo sea un llamado a la introspección porque los argentinos escuchamos que estamos en el peor momento, en la crisis más grande, no una sino mil veces y, a pesar de ello, acá estamos, como meros espectadores de una obra de ficción y así como se demonizó a las Fuerzas Armadas, a los productores agropecuarios, a los empresarios, al periodismo, es probable que se demonice al pueblo y se lo apriete ya no con Guillermo Moreno sino con el miedo, el desprestigio, la falsa acusación y la necesidad de hallar chivos expiatorios que expliquen luego como se deshizo una Nación. La Argentina ya no es un país para el análisis político, si bien podemos intentarlo. La Argentina es un sentimiento que nos está haciendo cada vez más daño y eso no se debe tanto a los Kirchner sino a que, en general, cómodos o acostumbrados, no nos hacemos cargo. Por Gabriela PousaFuente: http://www.economiaparatodos.com.ar/

No hay comentarios: